Poesia i novel.la, altres llenguatges per a la filosofia – El Café dels Filòsofs – 24 Abril 2015

Des de que la filosofía s’adaptà a la forma de l’escriptura han estat diversos els generes des dels quals ha generat el que coneixem com a gran obres de la filosofía. El tractat, l’assaig, el diàleg… però també la novel·la i la poesia, que representen el passat i el futur de la pròpia filosofia.

A. Algunes considetacions sobre Oralitat, escriptura i imatge:  passat i present de les formes de la filosofia.

https://mimesisblogagenda.wordpress.com/2015/01/13/iii-congres-catala-de-filosofia-passat-i-present-gener-2015

http://www.uibcongres.org/filosofia/ponencia.ct.html?mes=3&ordpon=3

B. Bibliografía seleccionada i lectura de fragments seleccionats.

  1. P. Sartre. La Nausea, Editorial Losada 2008

Albert Camus.  El Extranjero, Editorial Alianza, 2012

Fernando Savater.  El jardin de las dudas, Editorial Planeta, 1997

Umberto Eco. El nombre de la rosa, Editorial Debolsillo, 2009

Irvin Yalom. Un año con Shopenhauer y El dia en que Nietzsche lloró, Editorial Booket, 2008

José Saramago. La caverna, Editorial Alfaguara, 2000

Orson Scott Card.  El juego de Ender, Ediciones B, 2013

Philip Kerr. Una investigación filosófica, Editorial Anagrama, 2015

Jose Carlos Somoza. La caverna de las ideas, Editorial Alfaguara,, 2006

Ignacio Garcia-Valiño. Las dos muertes de Sócrates, Editorial Debolsillo, 2009

Tibor Fischer. Filosofia a mano armada, Tusquets Editores, 1997

David Markson. La amante de Wittgenstein, Editorial Destino

La biblioteca de Babel – J. L. Borges (dos últims paràgrafs)

La escritura metódica me distrae de la presente condición de los hombres. La certidumbre de que todo está escrito nos anula o nos afantasma. Yo conozco distritos en que los jóvenes se prosternan ante los libros y besan con barbarie las páginas, pero no saben descifrar una sola letra. Las epidemias, las discordias heréticas, las peregrinaciones que inevitablemente degeneran en bandolerismo, han diezmado la población. Creo haber mencionado los suicidios, cada año más frecuentes. Quizá me engañen la vejez y el temor, pero sospecho que la especie humana – la única – está por extinguirse y que la Biblioteca perdurará: iluminada, solitaria, infinita, perfectamente inmóvil, armada de volúmenes preciosos, inútil, incorruptible, secreta.

Acabo de escribir infinita. No he interpolado ese adjetivo por una costumbre retórica; digo que no es ilógico pensar que el mundo es infinito. Quienes lo juzgan limitado, postulan que en lugares remotos los corredores y escaleras y hexágonos pueden inconcebiblemente cesar, lo cual es absurdo. Quienes la imaginan sin límites, olvidan que los tiene el número posible de libros. Yo me atrevo a insinuar esta solución del antiguo problema: La biblioteca es ilimitada y periódica. Si un eterno viajero la atravesara en cualquier dirección, comprobaría al cabo de los siglos que los mismos volúmenes se repiten en el mismo desorden (que, repetido, sería un orden: el Orden). Mi soledad se alegra con esa elegante esperanza.

Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out /  Canvia )

Google photo

Esteu comentant fent servir el compte Google. Log Out /  Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out /  Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out /  Canvia )

S'està connectant a %s