Ésser i temps, M. Heidegger – Tast de filosofia 23 feb 2017


Cuando el más apartado rincón del globo haya sido técnicamente conquistado y económicamente explotado; cuando un suceso cualquiera sea rápidamente accesible en un lugar cualquiera y en un tiempo cualquiera; cuando se puedan ‘experimentar’ simultáneamente, el atentado a un rey, en Francia, y un concierto sinfónico en Tokyo; cuando el tiempo sólo sea rapidez, instantaneidad y simultaneidad, mientras que lo temporal, entendido como acontecer histórico, haya desaparecido de la existencia de todos los pueblos; cuando el boxeador rija como el gran hombre de una nación; cuando en número de millones triunfen las masas reunidas en asambleas populares -entonces, justamente entonces, volverán a atravesar todo ese aquelarre, como fantasmas, las preguntas: ¿para qué? -¿hacia dónde?- ¿y después qué?

Introducción a la metafísica, Heidegger 1936


Entrevista

HEIDEGGER: Preparar esa disposición sería la primera ayuda. El mundo no es lo que es y como es por el hombre, pero tampoco puede serlo sin él. Esto guarda relación, en mi opinión, con que lo que yo denomino «el ser» -usando una palabra que viene de muy antiguo, equívoca y hoy ya gastada- necesita del hombre, que el ser no es ser sin que el hombre le sea necesario para su manifestación, salvaguardia y configuración. La esencia de la técnica la veo en lo que denomino la «im-posición» (Ge-stell). Este nombre, malentendido con facilidad por los primeros oyentes, remite lo que dice, rectamente entendido, a la más íntima historia de la metafísica, que aún hoy determina nuestra existencia. El imperio de la «im-posición» significa: el hombre está colocado, requerido y provocado por un poder, que se manifiesta en la esencia de la técnica. Precisamente en la experiencia de que el hombre está colocado por algo, que no es él mismo y que no domina, se le muestra la posibilidad de comprender que el hombre es necesitado por el ser. En lo que constituye lo más propio de la técnica moderna se oculta justamente la posibilidad de experimentar el ser necesitado y el estar dispuesto para estas nuevas posibilidades. Ayudar a comprender esto: el pensamiento no puede hacer más. La filosofía ha llegado a su fin.

 


https://es.wikipedia.org/wiki/Martin_Heidegger

  1. Vida i obra: difícil separar vida de obra?

Martin Heidegger (MesskirchBaden-WurtembergAlemania26 de septiembre de 1889 – Friburgo de BrisgoviaBaden-Wurtemberg, Alemania; 26 de mayo de 1976) fue un filósofo y profesor universitario, aunque muy criticado por su adhesión al régimen nazi. Su importancia dentro de la filosofía —llamada filosofía continental por algunos autores angloamericanos— se ha visto marcada por la polémica, sobre todo la de su adhesión al Partido Nacionalsocialista Alemán de los Trabajadores (NSDAP: Nationalsozialistische Deutsche Arbeiterpartei) al cual estuvo afiliado desde 1933 hasta 1945.6 Entre los especialistas la relación de Heidegger con el nazismo ha venido siendo un tema de discusión en el cual se mantienen distintas posiciones respecto a su filosofía y las Etapas de su pensamiento

  • Rechazo total: El discurso que pronunció en la toma de posesión del rectorado de la Universidad de Friburgo (1933), así como sus conferencias en los seminarios de la Universidad entre 1933 y 1935, son una clara muestra de su apoyo intelectual inicial al nazismo. Nunca condeno ni asumió posibles errores. En este sentido, su filosofía es propaganda de alta cultura, el discurso ario… para la plebe.

Otros desligan o matizan esta faceta en pro de una interpretación estrictamente filosóficadel pensamiento heideggeriano

  • Critica forma la método: Posicionamientos en contra la filosofía analítica, su obra ha sido criticada con dureza,

 

 

(Heidegger enemigo público número 1) http://www.clublibertaddigital.com/ilustracion-liberal/43/heidegger-el-enemigo-filosofico-numero-1-santiago-navajas.html

En general: desarrolló una filosofía/método que

  • Discipulo de Husserl, fenomenólogo
  • Fenomenologia, existencialista, poshumanista, metafísico, ontólogo… lingüista, filósofo de académia… (en su honor merece ser tenida en cuenta la obra de Heidegger) la única razón para leerlo de forma ética… hay otras pero de otra clase

 

 

influyó en

 

 

  • notas biográficas…
    • relación Hadna Arend
    • epitafio simbolico… ir a una estrella, sólo eso?

 

 

heidegger-ser-y-tiemposein-und-zeit-diagram

  • Notas sobre obras de referencia

 

Entrevista[1]

  • Justifica relación /coexistencia nazismo: discurso, relación Husserl… cita, entierro…

 

  • Tema Pregunta por la técnica (y el ser): El problema con la tecnología es el mismo para el nacionalsocialismo que para la cultura americana (relación con la tecnológica) Contra replica de Heidegger…

SPIEGEL: Siempre ha sido, claro está, un malentendido de la filosofía pensar que el filósofo debía producir directamente con su filosofía algún tipo de efecto. Volvamos al principio. ¿No cabría entender el nacionalsocialismo como la realización de ese «encuentro planetario», por un lado, y, por otro, como la última, peor, más fuerte y a la vez más importante protesta contra ese encuentro de la «técnica planetariamente establecida» y el hombre moderno? Manifiestamente hay en Vd. una tensión interna, pues muchos productos secundarios de su actividad no pueden verdaderamente explicarse más que porque Vd. se agarra con distintas partes de su ser, que no afectan al meollo filosófico, a muchas cosas que, como filósofo, sabe que no tienen consistencia, tales como los conceptos de «patria», «arraigo» o similares. ¿Cómo se armoniza esto, técnica planetaria y patria?

 

HEIDEGGER: Yo no diría eso. Me parece que Vd. toma la técnica como algo demasiado absoluto. Yo veo la situación del hombre en el mundo de la técnica planetaria no como un destino inextricable e inevitable, sino que, precisamente, veo la

tarea del pensar en cooperar, dentro de sus límites, a que el hombre logre una relación

satisfactoria con la esencia de la técnica. El nacionalsocialismo iba sin duda en esa

dirección; pero esa gente era demasiado inexperta en el pensamiento como para lograr

una relación realmente explícita con lo que hoy acontece y que está en marcha desde

hace tres siglos.

 

SPIEGEL: Esa explícita relación, ¿la tienen hoy los norteamericanos?

 

HEIDEGGER: Tampoco la tienen. Están todavía enredados en un pensamiento

que, como buen pragmatismo, ayuda sin duda al operar y manipular técnico, pero al

mismo tiempo obstruye el camino de una reflexión sobre lo peculiar de la técnica

moderna. Entretanto en los EE. UU. se suscitan aquí y allí intentos de liberarse del

pensamiento pragmático-positivista. ¿Y quién de nosotros puede decidir si un día en Rusia y en China no resurgirán antiguas tradiciones del «pensamiento», que colaboren a

hacer posible para el hombre una relación libre con el mundo técnico?

 

 

 

  • Tema Pregunta por la técnica (y el ser) están íntimamente ligados: síntesis idea Conferencia 1953[2]… el final de la filosofía (como metafísica)… solo dios puede salvarnos

HEIDEGGER: Preparar esa disposición sería la primera ayuda. El mundo no es lo que es y como es por el hombre, pero tampoco puede serlo sin él. Esto guarda relación, en mi opinión, con que lo que yo denomino «el ser» -usando una palabra que viene de muy antiguo, equívoca y hoy ya gastada- necesita del hombre, que el ser no es ser sin que el hombre le sea necesario para su manifestación, salvaguardia y configuración. La esencia de la técnica la veo en lo que denomino la «im-posición» (Ge-stell). Este nombre, malentendido con facilidad por los primeros oyentes, remite lo que dice, rectamente entendido, a la más íntima historia de la metafísica, que aún hoy determina nuestra existencia. El imperio de la «im-posición» significa: el hombre está colocado, requerido y provocado por un poder, que se manifiesta en la esencia de la técnica. Precisamente en la experiencia de que el hombre está colocado por algo, que no es él mismo y que no domina, se le muestra la posibilidad de comprender que el hombre es necesitado por el ser. En lo que constituye lo más propio de la técnica moderna se oculta justamente la posibilidad de experimentar el ser necesitado y el estar dispuesto para estas nuevas posibilidades. Ayudar a comprender esto: el pensamiento no puede hacer más. La filosofía ha llegado a su fin.

 

  • Nota estado tecnológico

SPIEGEL: Vd. ve con toda claridad, y así lo ha expresado en su obra, un movimiento universal que conduce o ha conducido ya al Estado tecnológico absoluto.

HEIDEGGER: ¡Sí! Pero justamente el Estado técnico corresponde poquísimo al mundo y la sociedad determinados por la esencia de la técnica. Frente al poder de la técnica, el Estado técnico sería su más servil y ciego esbirro.

 

 

  • Sendas perdidas: interpretación de la “muerte de dios”?

 

 

 

  • La pregunta por la técnica (techné): texto corto, oscuro e inquietante, conferencia del año 1953

Idea: técnica Hacer aparecer lo oculto… amenaza… el peligro… Tiene historia propia? pero un peligro redentor

La estructura de emplazamiento deforma el resplandecer y el prevalecer de la verdad. El sino que destina a la solicitación es por ello el peligro extremo. Lo peligroso no es la técnica. No hay nada demoníaco en la técnica, lo que hay es el misterio de su esencia. La esencia de la técnica, como un sino del hacer salir lo oculto, es el peligro. El sentido transformado de la palabra Ge-stell (estructura de emplazamiento) se nos hará ahora tal vez algo más familiar, si pensamos el Gestell en el sentido de sino y de peligro.

Lo que amenaza al hombre no viene en primer lugar de los efectos posiblemente mortales de las máquinas y los aparatos de la técnica. La auténtica amenaza ha abordado ya al hombre en su esencia. El dominio de la estructura de emplazamiento amenaza con la posibilidad de que alhombre le pueda ser negado entrar en un hacer salir lo oculto más originario, y de que este modo le sea negado experienciar la exhortación de una verdad más inicial.

Así pues, donde domina la estructura de emplazamiento, está, en su sentido supremo, el peligro

 

  • Referencia palabras poemas de Hölderlin: Pero donde está el peligro, crece también lo que salva.

 

  • ¿Fragmento profético de la tecnología IA como singularidad? (buscar otra traducción[3] y original)

Lo esenciante de la técnica amenaza el hacer salir lo oculto, amenaza con la posibilidad de que todo salir de lo oculto emerja en el solicitar y que todo se presente en el estado de desocultamiento de las existencias. El hacer del hombre no puede nunca encontrarse de un modo inmediato con este peligro. Los logros del hombre no pueden nunca conjurar ellos solos este peligro. Sin embargo, la meditación del hombre puede considerar que todo lo que salva tiene que ser de una esencia superior a lo amenazado y al mismo tiempo estar emparentado con él.

 

  • Frase final: El preguntar es la piedad del pensar

Preguntando de este modo damos testimonio de este estado de necesidad: que nosotros, con tanta técnica, aún no experienciamos lo esenciante de la técnica; que nosotros, con tanta estética, ya no conservamos lo esenciante del arte. Sin embargo, cuanto mayor sea la actitud interrogativa con la que nos pongamos a pensar la esencia de la técnica, tanto más misteriosa se hará la esencia del arte.

Cuanto más nos acerquemos al peligro, con mayor claridad empezarán a lucir los caminos que llevan a lo que salva, más intenso será nuestro preguntar. Porque el preguntar es la piedad del pensar.

 

 

 

  • Ser y tiempo

Ser y tiempo (en alemán Sein und Zeit, 1927) es el libro más importante del  filósofo  alemán Martin Heidegger. Es considerado una de las obras más importantes dentro de la filosofía llamada por los filósofos analíticos angloamericanos filosofía continental). Permanece como una de las obras sobre las que más se ha discutido en la filosofía del siglo XX; muchos puntos de vista y aproximaciones posteriores, tal como el existencialismo y la deconstrucción, han sido muy fuertemente influidos por Ser y tiempo, así como gran parte del lenguaje empleado por la filosofía o Terminología heideggeriana: el concepto más importante de la obra es, quizás, el concepto de Dasein, ‘ser-ahí’ (interpretar bajo visión supremacía alemana…)

Ser y tiempo ejercicio de ontología fundamental (analítica existencial del Dasein, metafísica, pre-epistemología… gnoseología… existenciales o existenciarios [Existenzialien])

 

Temas SER y TIEMPO existenciales o existenciarios [Existenzialien])

  • Concepción de la filosofía como metafísica, ontología…
    • supuesto de que la tarea de la filosofía consiste en determinar plena y completamente el sentido delser, no de los entes, entendiendo por «ser», en general, aquello que instala y mantiene a los entes concretos en su entidad.4

 

  • Concepción del sujeto,
    • yo, cogito, haz, límite… monada
    • da-sein, ser abierto

 

  • Concepción mundo: frase ortegiana… yo soy yo y mis circunstancias y si no la salvo a ella no me salvo yo.

 

 

 

 

 

 

El planteamiento  y estructura de la analítica existencial del Dasein

Ser y tiempo ejercicio de ontología fundamental (analítica existencial del Dasein, metafísica, pre-epistemología… gnoseología… existenciales o existenciarios [Existenzialien])

 

  1. El problema del ser… Entre Aristoteles (realistas) y Kant (idealismo trascendental)… en el estudio del quam Estudiar el “ser” en “lo que está siendo” o lo “ente” Presenta una revisión de la fenomenoloigia de Husserl… no parte de la intencionalidad, nueva metafísica?

Tesis Heidegger: Conocimiento teorético no es el más fundamental en la relación entre dasien y mundo o entes.

 

  1. DASEIN – WELT Pregunta por el ser entre los entes… mundo. El hombre es el ente abierto al ser, pues sólo a él «le va» su propio ser, es decir, mantiene una explícita relación de co-pertenencia con él. La forma específica de ser que corresponde al hombre es el «ser-ahí» (Dasein), en cuanto se halla en cada caso abocado al mundo, lo cual define al «ser-ahí» como «ser-en-el-mundo» (según traduceJosé Gaos) o «estar-en-el-mundo» (según vierteJorge Eduardo Rivera).4

 

  1. CURA «Cuidado» (Rivera) o «Cura» (Gaos) (Sorge). el ser del hombre se define por su relación con el mundo, relación cuya forma de ser no consiste en un «comercio» entre sujeto y objeto, o en una teoría del conocimiento que también los implique, sino que es propia de la existencia(Dasein) como «ser-en-el-mundo», y encuentra su fundamento ontológico en el «Cuidado» (Rivera) o «Cura» (Gaos) (Sorge). INTENCIONALIDAD Hacerse cargo del mundo o de las circunstancias…

– Frase Ortega

– estructura existencial de Sorge ‘cuidado’, ‘solicitud’, ‘preocupación’

 

  1. CAIDA la diferencia entre

– una vida auténtica, que reconozca el carácter de «caída» que tiene la existencia (propiedad), es decir, la imposibilidad de dominar su fundamento (el ser). La dimensión temporal del ser y la dimensión temporal del dasein (el ser-ahí es también «estar vuelto hacia la muerte» [Sein zum Tode])—,

– una vida inauténtica o enajenada, que olvida el ser en nombre de los entes concretos (impropiedad).

[1] ENTREVISTA DEL SPIEGEL A MARTIN HEIDEGGER. Traducción y notas de Ramón Rodríguez, en Tecnos, Madrid, 1996.

[2] Der Spiegel el 23 de septiembre de 1966, pero solamente publicada el 31 de mayo de 1976, una semana después de su muerte.

[3] Lo esente de la técnica amenaza al desocultar, amenaza con la posibilidad de que todo desocultar vaya a parar al establecer y que todo se conciba únicamente en el desvelamiento de lo constante. El hacer humano jamás puede enfrentar este peligro inmediatamente. El esfuerzo humano no puede por sí solo conjurar el peligro. Sin embargo, la reflexión humana puede meditar que todo lo salvador tiene que ser una esencia más elevada, aunque emparentada al mismo tiempo con lo amenazado por el peligro. Pag 146 MH Filosofia, ciencia y técnica.

Anuncis

One thought on “Ésser i temps, M. Heidegger – Tast de filosofia 23 feb 2017

  1. Retroenllaç: El Tractatus de Wittgenstein – Tast de Filosofia, 30 de març de 2017 | mimesis.cat

Els comentaris estan tancats.